Volkswagen Scirocco R: diseño juvenil que emana deportividad

Volkswagen Scirocco R 280cv DSG (49)

Esta semana nos ponemos a los mandos del nuevo Volkswagen Scirocco en su versión más “R”adical. Se trata de la versión R, que no solo ha recibido modificaciones externas e internas. Si no, que su motor pasa ahora a disponer de una potencia de 280cv. La misma que el Seat León Cupra en su versión más potente. Aunque ahora empieza a comercializarse en su nueva versión de 290cv.

El Scirocco de Volkswagen ya es un viejo conocido dentro del sector del motor. Y no hablamos de la versión añeja de hace varias décadas. Si no de la resurrección del nombre por parte del Volkswagen en el año 2008, haciendo uso en su momento de muchas partes del Volkswagen Golf V. Desde su bastidor, que aun utiliza, a, por ejemplo el propio salpicadero.

El Scirocco ha sabido ir actualizándose con los años, nos solo su imagen, que ya de por si sigue siendo rompedora a pesar del paso de los año. Si no que ha ido aceptando de buen grado las nuevas tecnologías. Como la inclusión de luces diurnas a partir del pasado año 2011 por normativa, leyes anticontaminación para la gama de motores. Estos han sido actualizados también en cuanto a potencia con el paso de los años. Modificándose la gama por completo.

La versión R del Scirocco es fácilmente reconocible externamente, sus paragolpes y llantas específicas lo delatan. Y, sobre todo si está en marcha, el bramido que deja escapar por las salidas de escape de generosas dimensiones alojadas una a cada lado del difusor de aire del paragolpes trasero. Es un vehículo que, en su momento ya se vendió poco y, ahora con esta nueva versión sucede igual. Y es que se trata de un vehículo poco práctico para un uso familiar pos su habitabilidad interior escasa. Cuenta con cuatro plazas y el acceso a las traseras es cuanto menos complicado. Y más aún si se montan los asientos opcionales backet, que recogen el cuerpo de forma increíble, pero no abaten lo suficiente para otorgar un buen acceso a las plazas traseras.

El maletero, de boca alta y muy profundo no permite una alta carga de objetos grandes.

El Scirocco, al igual que su hermano el Golf R que puedes leer su prueba aquí, dispone de un motor de 4 cilindros en línea de 2 litros turbo alimentado. Dicho motor es de inyección directa e indirecta, según la circunstancia, para mejorar la combustión y el ahorro de carburante. En el caso del Golf R dicho bloque produce una potencia de 300cv. Y en el caso de objeto de esta prueba, el Scirocco R 280cv. El motor es el mismo, solo la diferencia mediante electrónica de los 20cv que los diferencian.

Otras de las diferencias fundamentales entre ambos es en beneficio del Golf R, la tracción total para poder sacar provecho de estas cifras de potencia se hace imprescindible. Sobre todo en arrancadas desde parado y en asfaltos húmedos, sucios o mojados. Donde al Scirocco R le cuesta mantener el tipo. Con pérdidas de tracción por la alta potencia que tiene que digerir el eje delantero. Y el control de tracción lo único que hace es frenar las ruedas que pierden adherencia. Haciendo que la “lanzada” sea más lenta.

A lo largo de los días que dispusimos del Scirocco R en nuestro poder nos dimos cuenta lo sibarita que es con el tipo de asfalto por donde transitemos, es decir, asfaltos rotos, en mal estado y mojados o húmedos no permiten sacarle todo el jugo a la potencia del Scirocco R. En cambio en asfaltos de primera orden, en buen estado y literalmente totalmente secos si permiten experimentar en nuestras carnes el empuje de los rabiosos 280cv descocados. Exactamente lo mismo le pasaba al Seat León Cupra, la ausencia de la tracción total en este tipo de coches solo les beneficia en el menor peso en bascula y que, una vez lanzado por el menor peso serán más rápidos. Pero, siempre serán más lentos en salidas fuertes donde se demande la máxima aceleración del propulsor.

Visibilidad
El Scirocco R como todo Coupé presenta ligeras deficiencias en cuanto a visibilidad.

Las más notables son los reposcabezas traseros, estos van integrados en los asientos y aun permitiendo ver a través de ellos nos restan visibilidad y, si además lo juntamos a que la luna trasera es bastante pequeña y que los pilares C son desmesuradamente grandes pues nos vemos obligados a hacer uso de los retrovisores exteriores para cerciorarnos de no golpear nada marcha atrás.

Nuestra unidad disponía del sistema que mediante pitidos y cámara de video, en la pantalla del navegador vemos imagen de nuestra parte trasera del vehículo.

Con este sistema el perder visibilidad hacia atrás se hace más pasable. La visibilidad delantera sucede como por ejemplo en el Audi TT Coupé, los retrovisores de dimensiones generosas quedan justo a la altura de ver a los peatones cruzar o un vehículo, regulando bien el asiento se soluciona en parte.

Y por último, nuestra unidad poseía faros bi-xenón, que son de serie en la versión R. A pesar de que está de moda que todas las marcas vayan incorporando tecnología LED en sus vehículos, el Scirocco hace uso de los más que probados faros de tecnología xenón. Iluminan muy bien, tanto en cantidad lumínica como en zona iluminada con un haz de luz potente y ancho.

El Volkswagen Scirocco R monta luces diurnas mediante LED en los propios faros principales.

Impresiones de Conducción
En su momento y gracias a Volkswagen España fuimos invitados al Race Tour tanto del 2010 que nos permitió probar los anteriores Scirocco R y Golf R como al Race Tour del pasado 2015 que probamos el actual Golf R y Scirocco R.

Si bien, en circuito, en este caso del emblemático circuito del Jarama, nos permitió sacarle el máximo jugo tanto al Scirocco como al Golf y ver y notar de primera mano de que son capaces estos deportivos de calle. Naturalmente y al límite el Golf R parecía ir, literalmente, soldado al asfalto. Vehículo muy fácil de llevar rápido, con un aplomo espectacular y tracción que nos permitió sacarle el máximo partido a sus 300cv.

El Scirocco R, la verdad es que se notaba un paso por detrás, no solo por la ausencia de los 20cv extras del Golf R ni tampoco por la tracción total. Si no que lo notamos y comentamos con demás compañeros, menos deportivo y, menos incisivo en las curvas. Es decir, la plataforma del Scirocco heredada del ya superado Golf V empezaba a notarse superada por la nueva plataforma modular MQB usada por los nuevos vehículos de Volkswagen.

Aún recuerdo cuando probamos en el Race Tour del 2010 el Scirocco R y el Golf R y no notamos una diferencia tan acusada entre uno y otro. Ambos usaban la misma plataforma y las potencias eran muy parejas, con una diferencia de 5 cv extra en favor del Golf R. Recuerdo lo divertido y juguetón que nos resultó a todos el Scirocco R, más difícil de llevar rápido pero que no queda muy por detrás del Golf R. Ahora las cosas han cambiado. El Scirocco R de 280cv sigue siendo rápido y divertido pero en cuanto a efectividad el Golf R es indiscutiblemente muy superior.

Todo esto, claro está, hablando de su uso en circuito al límite. En carretera normal y dando algún que otro lujo de vez en cuando en una zona atípicamente virada el Scirocco R es capaz de sacarle los colores a un altísimo porcentaje de vehículos. Corre mucho, os lo aseguro, devora las marchas con ansia y es rápido en su hábitat natural, las curvas. Donde pocos, muy pocos, le pueden plantar cara y salir airosos. Y, si optamos por el cambio automático secuencial DSG, no solo será más rápido, si no más cómodo para un uso diario.

Frenada
El sistema de frenos montado en el Volkswagen Scirocco R es el más utilizado hasta la fecha en sus versiones más prestacionales por el grupo VAG, dicho equipo de frenos se compone por disco ventilados delante de 345mm y detrás discos macizos de 310mm.

El sistema de frenos es lo suficientemente potente como para soportar frenadas fuertes y consecutivas sin perder eficacia, naturalmente si lo forzamos si notaremos una fatiga y perdida de prestaciones.

A lo largo de la prueba comprendida principalmente en vías secundarias de único sentido no mostraron en ningún momento agotamiento. Monta ABS de última generación y ayuda a la frenada de emergencia.

En circuito con frenadas a fondo no apreciamos pérdida de eficacia en el sistema de frenado. Un buen dato sin duda.

Tracción
El Volkswagen Scirocco R es tracción delantera. El eje delantero a de soportar los 280cv que eroga el ya afamado bloque 2.0 TSI.

En seco, con buen asfalto y unos neumáticos acorde de las prestaciones del vehículo las pérdidas de tracción en arrancadas fuertes son prácticamente mínimas.

En marcha la cosa cambia, si ponemos en aprietos al bastidor del Scirocco R si podemos notar alguna perdida de adherencia. Sobre todo subviraje en curvas muy cerradas.

En asfalto húmedo y en mal estado, lo mejor es ser cauteloso con el acelerador, ya que los 280cv son capaces de poner en aprietos al eje delantero del Scirocco R, aun teniendo control de tracción y el diferencial electrónico XDS.

Estabilidad
Nuestra unidad montaba la suspensión de serie, que nos permitía mediante un botón alojado en la zona de la palanca de cambios modificar a voluntad el tarado de la suspenión. Pudiendo elegir entre 3 modos disponibles. Normal, confort y Sport.

Con la suspensión regulable electrónicamente en dureza podemos optar por el modo Confort que en ciudad sin duda ayuda mucho a la hora de pasar por zonas invadidas de resaltos.

Y en zonas reviradas con el modo Sport disfrutaremos como un niño con juguetes nuevos. La suspensión se vuelve notoriamente más enérgica y minimiza casi por completo los movimientos de la carrocería.

El grupo VAG poco a poco va introduciendo el autoblocante electrónico XDS. Las versiones R de Volkswagen lo llevan. En la práctica el XDS no es como un diferencial mecánico pero no lo hace nada mal.

Es muy efectivo, quizás más de lo que nos podemos esperar de él. Lo único, es que su forma de trabara termina fatigando los frenos. No obstante, para notar una fatiga en los frenos por el XDS debemos ir muy a cuchillo.

Reposacabezas
El Volkswagen Scirocco R homologa 4 plazas útiles, las delanteras tienen reposacabezas regulables en altura e inclinación. Las traseras disponen de reposacabezas, estos están integrados en los asientos y no pueden ser regulados.

Cinturones
El Scirocco R monta cuatro cinturones de tipo estándar de tres puntos de anclaje. Los delanteros incorporan pretensores pirotécnicos y avisador acústico de cinturón no abrochado al emprender la marcha.

Volkswagen Scirocco R 280cv DSG (37)

Bebes y Niños
Bien es cierto que el Volkswagen Scirocco R no es el más indicado para el transporte de niños/bebes.

El acceso a las plazas traseras es bastante precario y difícil. Una vez hemos accedido a la plazas traseras el espacio es bueno para dos adultos.

Las plazas traseras disponen de anclajes ISOFIX para sillitas de bebe. El maletero es de un tamaño aceptable 312 Litros. La boca de carga es demasiado alta y estrecha dificultándonos poder introducir objetos pesados y grandes.

Airbags
El Scirocco R viene correctamente dotado en cuanto a lo último en seguridad, nuestra unidad llevaba el máximo de airbag disponibles, en este caso 9.

Euroncap
En las pruebas EuroNCAP el Volkswagen Scirocco R obtiene: 5 estrellas para la protección de ocupantes y 4 estrellas para la protección infantil un total de 36 puntos sobre 39.

Recuperaciones
El Volkswagen Scirocco R se comercializa con cambio manual de seis relaciones o caja automática DSG de seis velocidades. La unidad probada disponía de esta última.

Aun que hemos tenido ocasión de probarlo en su versión manual. Si podemos elegir sin duda lo haríamos por el cambio DSG, va como anillo al dedo en el Scirocco R.

Le otorga una alta comodidad y lo mejor de todo, es un cambio que es capaz de sacar lo mejor de este tipo de vehículos. Ya que mejora sus prestaciones y reduce el consumo.

El 0 a 100 Km. /h lo realiza en tan solo 5,5 segundos. La velocidad máxima esta autolimitada a 250km/h.

En recuperaciones el Scirocco R es un coche tremendamente rápido, el DSG selecciona la marcha más acorde para la ocasión y solo tenemos que pisar el acelerador y disfrutar del bonito sonido del motor y escapé. Todo pasa muy rápido, en pocos segundos hemos realizado el adelantamiento o la incorporación. Sintiendo una alta seguridad.

Volkswagen Scirocco R 280cv DSG (14)

Caja de Cambios
El Volkswagen Scirocco R 280 se comercializa con cambio manual y con cambio automático DSG.

Nuestra unidad montaba este último en su variante de 6 velocidades. El DSG le da un plus de confort al Scirocco R sin restarle deportividad.

Para un uso en ciudad es una maravilla, nos permite despreocuparemos por completo del embargue, los atascos se nos harán menos pesados.

El uso del cambio automático DSG es muy sencillo, existen varios modos, D y S, N de Neutro (Punto muerto) P de Parking. Y la R de la marcha atrás.

Tanto la D como la S son válidas para emprender la marcha, la D (Directa) es el modo más utilizado, los cambios entre marcha son normales y busca el ahorro, la S (Sport) es todo lo contrario, exprime más el motor buscando la máxima aceleración en todo momento.

Y por último el modo secuencial, que podemos hacer uso de él desde la palanca, con un leve toque subiremos o bajaremos marcha a nuestro antojo, o desde el volante, con las levas podemos hacerlo mismo. Muy útil.

Circulando por Carretera
En carreteras de un único sentido por carril son donde como siempre podemos sacar el máximo partido al conjunto del Scirocco R, su motor, frenos y estabilidad.

Todo comprendido dentro de los límites establecidos por la vía que transitemos. En adelantamientos veremos de lo que es capaz el gran propulsor montado en el Scirocco R, 2.0 TSI 280cv. Que nos permite empezar un adelantamiento prácticamente sin tener que bajar marcha, hasta el propio DSG no ve recomendable más en más de una ocasión no bajar marcha para adelantar si llevamos suficiente inercia, ya que más de una vez en pleno adelantamiento engrana la sexta relación.

Se ha hablado mucho del consumo de carburante de los motores TSI, sobre todo cuando hicieron aparición en el mercado los 2.0 TFSI/TSI, que entre que se iban a romper por lo apretados que van y que su consumo no sería fiel a lo dicho por la marca, desde aquí tan solo decir que en cuanto a la fiabilidad se está viendo como con el paso de los kilómetros y los años parece que no dan problemas de consideración.

Pero en consumos simplemente elogiar al grupo VAG, consumos muy bajos con medias cercanas a los 8 litros, si si, 8 litros, naturalmente con una conducción normal y lógica.

El consumo homologado para este tipo de vías es de 6,2 litros. Increíble, hablamos de un motor con casi 300cv.

Circulando por Autopista
En autopista/autovía el comportamiento del Volkswagen Scirocco R es excelente, bajo sonido proveniente del vano motor, el de rodadura también es moderado, la insonorización está muy lograda.

En este tipo de vía notamos también el buen aplomo del Scirocco R, la dirección puede parecernos algo pesada y dura si conducimos varias horas y si montamos las llantas de 19″ debemos prestar un plus de atención a baches en la calzada ya que este tipo de neumáticos se deterioran con prontitud.

El consumo homologado en autopista/autovía es de 7,9 litros a los 100km, un consumo muy optimista, que si no nos excedemos con el acelerador podremos alcanzar. Nuestro consumo se situó en un litro por encima al oficial.

Circulando por Ciudad
En ciudad el Scirocco R tiene un comportamiento de sobresaliente, buenos bajos por parte del motor que el cambio DSG aprovecha a la mínima insertando sexta marcha a tan solo 50/60 Km. /h.

Y lo mejor de todo es que aun yendo tan bajo de vueltas tenemos buena respuesta al pisar el acelerador, la potencia no es abrumadora, pero tampoco se queda en el sitio.

En ciudad disponiendo del control de regulación de la suspensión (Opcional) el mejor modo una vez probados todos es el “confort”, sobre todo si vivimos en una ciudad plagada de resaltos tan de moda hoy día. Nuestro coche y nosotros mismo lo agradeceremos.

Los consumos por ciudad son naturalmente más altos, pero no son nada desorbitados, el homologado nos indica que el Scirocco R es capaz de consumir tan solo 10,8 litros por ciudad. Por desgracia nosotros no llegamos dicho consumo, nuestra media de solo ciudad fue de 12 litros a los 100km. Nada mal para un motor tan potente como el del Scirocco R. Y con multitud de atascos.

Volkswagen Scirocco R 280cv DSG (17)

Calidad de Acabados
Los acabados son buenos tanto los plásticos utilizados como la tela de los asientos.

Calidad de Materiales
Los materiales utilizados en el Volkswagen Scirocco R son de buena calidad. Abundan los plásticos blandos.

Conclusiones
En resumen, el Volkswagen Scirocco R no es tan polivalente como su hermano el Golf R, su concepción como Coupé lo limitan a un uso más esporádico.

Su poco espacio interior lo hace un vehículo para dos adultos.

El acceso a las plazas traseras es complicado. Pero quien busca un Scirocco R conoce todo esto y no le supone un problema. Para todo lo demás tenemos el VW GOLF R, que prácticamente es idéntico al Scirocco R. Salvando las distancia claro está. Ambos disponen de altas potencias y no por ellos son vehículos que gasten mucho combustible.

 


A favor:

Prestaciones, potencia, DSG.


A mejorar:

Altura boca maletero, acceso plazas traseras.


 

Datos Técnicos

Versión: 2.0 TSI 280cv Puertas: 3
Cilíndros: 4 en línea Plazas: 4 (2 + 2)
Par máximo: 350 Nm 2500 a 5000 rpm Maletero: 312 litros
Distribución: Dos árboles de levas en la culata Peso: 1450 Kgs.
Alimentación: Gasolina- inyección directa

Turbo, inyección directa, intercooler

Depósito: 55 litros
Tracción: Delantera Velocidad: 250 km/h
Cambio: Automática, 6 velocidades

 


0 a 100 km/h: 5,5 segundos


 

Precio de unidad probada sin extras y descuentos: desde 40580 €


 

Galería de fotos

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *