Peugeot 2008 Allure 1.2 PureTech – Preparado para cualquier terreno

Probamos esta semana el Peugeot 2008 en su variante gasolina, animado por el pequeño 1.2 PureTech tricilindrico que eroga una potencia de 110cv en el caso de la unidad probada.

El Peugeot 2008 es pequeño SUV que deriva de su hermano el 208. Se puede decir que esta es la versión más campera.

Es un 208, con diferencias estéticas, y de mayor tamaño en todos los sentidos. Es la respuesta de Peugeot a vehículos como el Renault Captur entre otros.

El 2008 comparte una gran mayoría de piezas con el 208. El interior se podría decir que son casi calcados. Ha excepción de algún que otro detalle, como el freno de mano y el selector del “Grip control”.

Por lo demás, sigue la nueva línea marcada por Peugeot. Un volante de menor radio y el salpicadero por encima de este. Que puede o no gustar. Pero una vez nos hacemos a él resulta muy cómodo. Sobre todo el volante, por su menor tamaño es ideal para hacer maniobras a la hora de aparcar.

La unidad probada disponía del acabado más alto, el Allure. Con este acabado, aparte de más opcionales de serie, el Peugeot 2008 viene dotado de unos neumáticos Mud + Snow (M+S) de la marca GoodYear. Válidos para todas las estaciones. Con estos neumáticos el comportamiento del Peugeot es cuanto menos peculiar. En zonas de tierra suelta y ligero barro el funcionamiento es muy bueno. Con mayor cantidad de barro y haciendo uso del Grip Control podemos salir airosos. No hemos podido probarlos con nieve. Pero si con abundante lluvia, y curiosamente, justo lo que menos esperábamos, no inspiran demasiada confianza. Llegando a hacer algún que otro extraño el coche en zonas de curvas.

En seco su funcionamiento es bueno dentro de los límites de una goma de este tipo. Seguramente con unos neumáticos de verano el funcionamiento en lluvia hubiera sido algo mejor.

Hace ya unos años probamos el 2008 con mecánica diésel e-HDI, se trataba del conocido motor de 1,6 litros y 115cv. Un motor muy parco en consumos y con un alto agrado de conducción ideal para este tipo de coche como el 2008. Si bien el 1.2 PureTech no se queda atrás, a pesar de tratarse de una mecánica de tan solo 3 cilindros en línea no se desenvuelve mal. Peca de todos los “problemas” de estos motores de baja cilindrada modernos. Pocos bajos, tener que resbalar más el embrague en salidas. Poca fuerza hasta que el turbo sopla y etc…

Ahora bien, una vez en marcha y con el coche lanzado la cosa cambia claramente, es un motor con muy buenos medios, que empieza a empujar pasadas las 2000 revoluciones y mueve con mucha soltura al 2008. Y todo aderezado con un peculiar sonido de motor. Muy característico de estas mecánicas tricilindricas.

Nos ha gustado su funcionamiento en marcha, muy solvente y con unos bajos consumos que le otorgan una alta autonomía.

Hemos probado a la largo de la semana que hemos tenido en nuestro poder el 2008 en todo tipo de vías y situaciones, buscando incluso los limites en vías de tierra. Sorprendentemente el 2008 aun careciendo de tracción total es un coche muy campero y que lo demuestra en rutas de cierta complejidad. Su tarado de suspensión bien equilibrado es firme en carretera y confortable en vías muy bacheadas o con piedra suelta.

Haciendo uso del mando “Grip-Control” el 2008 nos hace las cosas más fáciles en terrenos complicados como nieve, hielo, tierra suelta o etc…

Visibilidad
Buena visibilidad, así podríamos resumir al Peugeot 2008. El conductor no percibe grandes ausencias en la visión desde el puesto de conducción. La única pequeña pega es el Pilar A, demasiado grueso. En ocasiones puede dificultarnos la visión.

Los retrovisores exteriores cuentan con un buen tamaño y son capaces de enseñarnos que sucede detrás del 2008 sin problemas.

El Peugeot 2008 dispone de faros halógenos y luces diurnas mediante diodos luminosos. Los faros halógenos funcionan correctamente, sin destacar en nada. Son correctos para un uso normal.

Sin conducimos mucho por la noche sin alumbrado artificial es posible que echemos de menos unos faros de xenón de diodos luminoso, pero por lo demás los halógenos cumplen correctamente.

Impresiones de Conducción
La unidad probada monta el motor gasolina PureTech de 1.2 litros de cilindrada que eroga 110 CV. Este propulsor lo montan otros modelos dentro del Grupo PSA. Es un motor joven que ya lleva unos años en el mercado y no se ha escuchado nada malo de él, es fiable austero en cuanto a consumos y con buenas prestaciones.

Con este motor en el 2008 tenemos un SUV devorador de kilómetros muy cómodo. El motor es progresivo en la entrega de su potencia, no tiene la característica patada de los turbo gasolina antiguos. Es más contundente desde las 2000 rpm hasta las 5500 rpm, de 5500 para arriba se pierde mucha fuerza y es inútil seguir subiendo hasta el corte, sobre las 6500. Solo obtendremos ruido y un maltrato de la mecánica innecesario. Este PureTech en su versión de 110cv permite unos consumos realmente bajos.

Frenada
Buen sistema de frenado equipa el Peugeot 2008, delante discos ventilados. Detrás, discos macizos.

El tacto del freno es contundente, frena con fuerza desde que pisamos el pedal, no hace falta hacer excesiva fuerza para obtener una frenada potente y precisa. Trae ABS de serie de última generación. Y ayuda a la frenada de emergencia, dotando al sistema de una mayor presión para hacer más eficaz la frenada y recortar metros.

Tracción
El Peugeot no cuenta con tracción total, es sólo tracción delantera. Si cuenta como buen SUV con mayor altura disponible y, en el caso de este Peugeot, con el “Grip Control”.

Se trata de un sistema electrónico que ayuda al vehículo a traccionar en momentos de baja adherencia. Con asfalto muy húmedo, barro o nieve.

Una vez probado en todas sus modalidades, podemos decir que su funcionamiento es bueno y real. Es decir, que funciona. No es un programa electrónico que pones en marcha y el coche sigue igual que antes. Para nada. Con cada programa, ya sea el de barro o nieve, tiene diferentes parámetros que nos permiten una conducción más segura.

Por nuestra parte hemos hecho mucho uso del sistema de tierra suelta o barro. En ambos casos el uso fue satisfactorio y recomendable.

Estabilidad
Nuestra unida de pruebas venia dotada de ESP, de serie en el acabado Allure. El ESP en el Peugeot es poco intrusivo, nos deja llevar el coche bastante suelto antes de actuar. Su actuación es rápida y muy repentina. Corrige al vehículo en pocos segundos colocándolo en la posición correcta.

El 2008 presenta una buena estabilidad en cualquier terreno, en carreteras nacionales nos dio una muy buena impresión en cuanto a estabilidad se refiere, es un vehículo cómodo pero a la vez estable, muy estable.

Aun con las ruedas de todo tiempo se mostró muy sujeto al asfalto y con alto nivel de seguridad, es un coche de conducir, incluso de llevar rápido.

Reposacabezas
El Peugeot 2008 homologa cinco plazas. Por lo tanto viene equipado con cinco reposacabezas. Los delanteros son regulables en altura e inclinación. Los traseros solo son regulables en altura. Ninguno de ellos es activo en caso de accidente.

Cinturones
Al igual que sucede en el caso de los cinturones, el Peugeot 2008 monta cinco. Los cuales son del tipo estándar, los delanteros además incorporan pretensores pirotécnicos y avisador acústico de cinturón no abrochado al emprender la marcha.

Bebes y Niños
El Peugeot 2008 dispone de cinco puertas, que no muestra impedimentos al acceso directo a las plazas traseras. En las plazas traseras el Peugeot puede llevar como opción el sistema de anclaje de sillitas ISOFIX. El maletero, de buen tamaño, dispone de 338 litros de capacidad.

Airbags
En materia de seguridad el 2008 viene bien surtido. Tiene 8 Airbag de serie. No podemos solicitar más ni como opción, pero la verdad, tampoco le hacen falta más.

Euroncap


Recuperaciones
El motor gasolina de 1.2 litros es el encargado de animar al Peugeot 2008, consigue unas buenas cifras de aceleración. El 0 a 100 Km/h lo completa en 9,9 segundos. Con un CO2 de 103 g/Km.

En la práctica, los 110 cv son más que suficientes para una excelente aceleración. Es capaz de recuperar velocidad de forma rápida si así lo deseamos. En adelantamientos sucede igual. El peso cercano a los 1250kg puede lastrar en adelantamientos rápidos, pero es un peso correcto para tratarse del vehículo que es.

Caja de Cambios
La caja de cambios utilizada en el 2008 es de cinco relaciones. Las relaciones están bien escalonadas entre sí, la quinta marcha es para desahogo del motor, menor ruido en el habitáculo y un menor consumo que ya de por si es mínimo en este propulsor.

El tacto que presenta la palanca y la caja de cambios es bueno, las marchas entran con suavidad y sin excesiva fuerza una vez adquiere la caja su temperatura de uso. Estando fría, se resiste un poco en los primeros intentos.

Nos hubiera gustado una sexta marcha, pero con la caja de 5 bien escalonada el funcionamiento es más que correcto. Los recorridos de la palanca nos han parecido un poco largos.

Circulando por Carretera
En carretera pudimos comprobar la buena calidad de rodadura que presenta el Peugeot 2008. El buen andar que tiene por carreteras nacionales, nos invitó a hacer más kilómetros de los esperados en la prueba por este tipo de vías.

Su buena comodidad, bajo sonido de la mecánica y sobre todo un bajísimo consumo, nos sorprendió muy gratamente.

Ya habíamos tenido el placer de probar el 1.2 PureTech en otros modelos y diferente marca, pero hay que decir que en ninguno de ellos gastaba tan poco como en este Peugeot 2008.

Con poco menos de medio depósito fuimos capaces de realizar cerca de 400 km y aun marcaba autonomía para casi otros 400km más. Un depósito lleno puede rondar una autonomía de casi 800km en una conducción normal. Nada mal, la verdad.

Circulando por Autopista
En autopista, aun se hicieron más evidentes los buenos puntos ya destacados en carreteras nacionales. La comodidad que nos proporcionó el 2008 por autopista es digna de una buena berlina. En ningún otro SUV del segmento B habíamos tenido esta buena sensación.

El consumo se redujo aún más en autopista, el consumo medio que nos llegó a marcar el ordenador fue de 5,5 litros a los 100, verdaderamente increíble.

Estos consumos los obtuvimos a una velocidad de 100 km/h. Lo que también destaca del 2008 en autopista es una dirección demasiado asistida, aunque según aumentamos la velocidad se endurece. Pero aun así, sigue siendo demasiado asistida para esa velocidad. Y, la suspensión, demasiado confortable en ocasiones, puede motivar a balanceos no deseados si el vehículo va cargado.

Circulando por Ciudad
En ciudad se encuentra como pez en el agua, se podría decir que es su mejor terreno, pero es que también lo son todos para él.

En ciudad su consumo es fantástico, no gasta casi nada en comparación con otros propulsores gasolina de caballaje semejante.

La suspensión absorbe a la perfección cualquier irregularidad del pavimento. Dado su tamaño se aparca con facilidad en cualquier sitio, en este caso si ayuda tener una dirección muy asistida que se puede mover casi con un dedo.

Calidad de Acabados
En esta versión Allure del 2008, los acabados interiores son muy correctos. Abundan los buenos materiales a la vista. Los plásticos duros quedan relegados a zonas no visibles o directamente no existen.

Calidad de Materiales
Los materiales empleados en la gama 2008 de Peugeot son buenos, desde los plásticos visibles a la piel de los asientos, volante, freno de mano, etc…

La opinión del probador

Hace unos años probamos el Peugeot 2008 con motor 1.6 e-HDI de 115cv, por aquel entonces era el motor más vendido en este y otros muchos modelos. Ahora con el “Diesel-Gate” poco a poco el público ha ido inclinando la balanza en favor de los motores turbo gasolina de baja cilindrada y en el caso de haber alternativa, los híbridos o eléctricos puros.

En el caso del 2008 el 1.6 BlueHDI se sigue vendiendo pero es ahora el PureTech el que más se monta en este modelo, con potencias desde los 82cv siendo atmosférico, pasando por las de 110 y 130cv respectivamente que si son turbo alimentadas.

La versión que nosotros hemos probado pensamos que es la más equilibrada, los 110cv son suficientes para todo tipo de uso, y si se requiere un plus de potencia siempre se puede optar por la de 130cv.

Actualmente con los bajos consumos y alto agrado de marcha de estas pequeñas mecánicas sale cada vez menos a cuenta la compra de un diésel, con independencia de que vierta mayores residuos a la atmosfera. Si bien, los diésel siguen gozando de unos consumos más bajos, pero los gasolina van a rebufo y, poco a poco la tecnología va consiguiendo que sean más eficientes en todos los sentidos.

El Peugeot 2008 nos ha parecido un perfecto vehículo de uso familiar, con buenas aptitudes y alta capacidad de carga, preparado para lo que se le pida.

Conclusiones
Tras un uso por todo tipo de terrenos, el Peugeot 2008 demuestra que es válido para todo.

Naturalmente en pistas forestales, a falta de una tracción total, no podemos esperar que el 2008 entre en zonas muy complicadas. Por altura no hemos tenido problemas. Si por el ángulo de ataque del paragolpes delantero. Demasiado prominente. Y que puede llegar a rozar en alguna ocasión. Que en nuestro caso no ha sido así.

Por lo demás el Peugeot es ideal para un uso casi exclusivamente urbano, gracias a su motor PureTech de parcos consumos y buena potencia. Ya sabes, si te gusta el Peugeot 208 pero también te gusta pisar tierra de vez en cuando, no olvides echar un vistazo a este nuevo Peugeot 2008 que desde tan sólo 14.100€ puedes conseguirlo.

 


A favor:

Motor, consumos, comportamiento.


A mejorar:

Sonido rodadura neumáticos, pocos bajos del motor.


 

Datos Técnicos

Versión: 1.2 PureTech 110cv Puertas: 5
Cilindros: 3 en línea Plazas: 5 (2 + 3)
Par máximo: 205 Nm a 1750 rpm Maletero: 338 litros
Distribución: Peso: 1250 Kgs.
Alimentación: Gasolina- inyección directa,

4 válvulas por cilindro.

Turbo – Intercooler

Depósito: 50 litros
Tracción: Delantera Velocidad: 191 km/h
Cambio: Manual, 5 velocidades

 

Consumos

Consumo urbano 5,3 (l/100 km)
Consumo extraurbano 3,9 (l/100 km)
Consumo medio 4,4 (l/100 km)
Emisiones de CO2 103 (gr/km)
Normativa de emisiones Euro 6

 

Dimensiones

Largo / ancho / alto (mm)                                        4159 / 1739 / 1570

 


 0 a 100 km/h: 9,9 segundos


Precio de la unidad probada sin extras y con descuento: desde 19300€


 

Galería de fotos

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *