Opel Astra 1.4 T Cosmo

Opel Astra 1.4 T Cosmo

Es de reconocer el gran salto en calidad y acabados que presenta la última versión del Opel Astra, es un pequeño Opel Insignia, ya que su interior, botones, exterior, así lo parecen. El interior abandona un salpicadero sobrio y demasiado plásticos, el actual con alta semejanza con el del Insignia reune toda la botoneria en la parte central del mismo, donde con tanto botón repartido podremos tener dudas de cual usar. El puesto de conducción sin duda representa una mejoría notable, el asiento en la versión probada recogía correctamente el cuerpo, ahora bien, a la espera de una versión OPC el acabado mas deportivo es el Sport, que como es lógico no puede competir con sus competidores mas potentes. Los mandos, como volante, palanca de cambios, frenos de mano, ademas de estar forrados en piel son prácticamente calcados de su hermano mayor el Insignia, una señal inequívoca de que en el nuevo Astra no se ha dejado nada al azar. Es preferible “heredar” componentes de sus hermanos mayores a crear otros de pero calidad. Y en esto el Astra lo sabe hacer muy bien, una vez dentro del Astra la calidad se percibe con tan solo cerrar la puerta. El buen aislamiento con el motor lo hace imperceptible en el interior, ni siquiera las vibraciones se atreven a filtrarse al interior.

Visibilidad
A la espera de que Opel comercialice una versión 3 puertas del Opel Astra la versión de 5 puertas no presenta problemas de visión para su conductor. Podemos decir con toda seguridad que se ve bien y correctamente, solo destacar una costumbre que últimamente esta muy de moda entre los compactos y utilitarios, el pilar A incorpora un cristal de menor tamaño haciendo que este sea mas grueso y moleste en la visión de cruces a izquierdas, glorietas o en un siempre paso de cebra, requiere una adaptación y una vez acostumbrados no volveremos a pensar en ello. También dependiendo de la talla del conductor este fenómeno se puede acentuar más o disminuir.

Impresiones de Conducción
La unidad probada montaba el nuevo propulsor gasolina de 1.4 litros de cilindrada turbo alimentado. Dicho motor da una potencia de 140cv cerca del régimen máximo. Es una clara competencia hacia los motores TSI del grupo VAG, los T-Jet del grupo Fiat y alguno más. El nuevo 1.4 T se presenta moderado en prestaciones, que no lento. Da potencia a bajo régimen, y estira con fuerza decayendo en altas vueltas. Como algo curioso y viniendo de un motor sin aspiraciones deportivas tiene un sonido muy bonito en cuanto se le solicita aceleración, un sonido para nada esperado y que incita a volver a escucharlo, solo es sonido de motor, nada de escape. En marcha el silencio es total, los consumos bajos y la respuesta muy correcta en todo el abanico de revoluciones.

Frenada
A primera vista con las grandes llantas y ruedas que equipaba nuestra unida se pueden ver unos discos normales, que en una llanta grande parecen aun más pequeños. Monta discos ventilados delante y discos macizos detrás. A la hora de frenar lo hace con contundencia, la frenada es altamente dosificable hasta el punto de saltar el ABS muy tarde permitiéndonos actuar a nosotros. Ahora bien, en el momento de solicitar un trabajo extra a los frenos estos no es que acusen el calentamiento prontos si no que dan síntomas de fatiga antes de lo esperado, pero ojo, hablamos de una prueba fuera de lo común, en una conducción normal es muy difícil perder efectividad en los frenos. El ABS es de última generación y la ayuda a la frenada de emergencia de serie.

Tracción
Uno de los problemas del antiguo Astra en su versión OPC eran las pérdidas de tracción, aun en seco. Los 240cv ponían en apuros al bastidor del Opel Astra. Ahora, el nuevo Astra parece mas sobrada en este aspecto, lógicamente el motor probado no es capaz de hacerle sudar al nuevo bastidor del Opel, pero, y el futuro OPC, ya lo veremos y aquí os lo contaremos. Todos los Opel Astra hasta la fecha son de tracción delantera. Y no hay pedidas de tracción en ningún momento, ni en arrancadas ni en marcha. Para ello esta el control de tracción.

Estabilidad
El comportamiento del nuevo Opel Astra es de admirar y más aun si se equipa el sistema Flexi-Ride, que no es más que un sistema que controla la dureza de la suspensión. Activando el modo Sport localizado en el salpicadero en la zona central, el cuadro de instrumentos se “tiñe” de rojo, la suspensión claramente se endurece, es notable sobretodo en ciudad y asfaltos en mas estado. La dirección se vuelve más directa y menos asistida, da mayor confianza a altas velocidades. La respuesta del motor es mas llena con solo pisar un poco el acelerador, claramente nos invita a probarlo en zonas viradas, donde pudimos observar lo bien que trabaja el Opel Astra, un motor divertido y un bastidor demoledor. El control de estabilidad (ESP) pocas veces hace aparición en una conducción mas decidida.

Reposacabezas
El Opel Astra homologa 5 plazas útiles, todas ellas con reposacabezas, los delanteros regulables en altura e inclinación. Los traseros son regulables solo en altura.

Cinturones
Como en el caso de los cinturones, el Opel Astra dispone de 5 plazas útiles. Todas las plazas disponen de cinturón de tres puntos de anclaje, solo los delanteros, conductor y acompañante disponen de pretensores pirotécnicos. Avisador acústico de cinturón no abrochado al emprender la marcha.

Bebes y Niños
Es sin duda un vehículo muy apropiado para un uso familiar, su espacio interior y una excelente capacidad de maletero le convierte en idóneo para este cometido. El maletero cuenta con buena capacidad. El acceso a las plazas trasera es mas que correcto. No tendremos problemas al introducir la sillita del bebe.

Airbags
El Opel Astra viene bien surtido de Airbag por todo el habitáculo con un total de 8, que son de conductor y pasajero, laterales, de cortina, etc..

Euroncap
En las pruebas EuroNCAP el Opel Astra obtiene: 5 estrellas para la protección de ocupantes y 5 estrellas para la protección infantil un total de 35 puntos sobre 39.

Recuperaciones
El peso en vacío, los largos desarrollos y motor poco voluntarioso a bajas vueltas suman unas recuperaciones pobres en marchas largas y a bajas vueltas. En una recuperación rápida, subiendo bien de vueltas el motor, se puede decir que el Astra recupera de forma contundente con unas buenas prestaciones. El motor da lo mejor de si a medio régimen, siendo innecesario sobrepasarlo de 6000 revoluciones, donde la potencia empieza a decaer con fuerza. Teniendo el corte de inyección en 6500 revoluciones. La mejor marcha para iniciar un adelantamiento o recuperación rápida es la tercera.

Caja de Cambios
El cambio asociado a la versión probada es de 6 velocidades, que como ya hemos comentado tiene unos desarrollos un pelin largos, prima el ahorro de combustible y no las prestaciones con este motor en el Astra. El motor se muestra fuerte a medio régimen donde notamos con fuerza el soplido del turbocompresor, aun así los desarrollos largos lo matan en cuanto a recuperaciones, la sexta marcha es muy poco aprovechable, solo en autopistas una vez lanzado el vehículo. La quinta es muy útil en carreteras nacionales. El tacto y funcionamiento de la caja de cambios es correcto, las marchas entran con decisión sin crujidos ni dureza. El escalonamiento de marchas es correcto si no pedimos unas prestaciones soberbias.

Circulando por Carretera
En carretera el Opel Astra parece un vehículo pesado al que le faltan caballos para moverlo con soltura, y es que hablamos de un peso más cercano de la tonelada y media que de la tonelada. El 1.4 T de 140cv hace maravillas a la hora de mover este peso, pareciendo que el Astra monta un motor de mayor potencia y cubicaje. Eso si, a la hora de exigirle el máximo al motor es donde notaremos ese mayor peso en comparación con el anterior Astra, naturalmente con motores mas prestacionales este fenómeno será menor o simplemente no existirá. A falta de probar una versión más potente no podemos opinar. Uno de los puntos a favor de este nuevo propulsor es su agrado de uso, silencio y sobretodo consumos. Si realizamos una conducción moderada los consumos son bajos, francamente bajos, pudiendo tener medias de solo 6,5 litros e incluso menos.

Circulando por Autopista
En Autopista el comportamiento del Opel Astra es impecable, una suspensión enérgica y a la vez confortable consigue un agrado de conducción semejante al de una berlina grande, absorbiendo todo tipo de imperfección del asfalto con total suavidad. El sonido de rodadura y proveniente del motor es mínimo, el Astra esta muy bien aislado, en el interior se siente un silencio y una paz en marcha muy lograda. El motor responde bien a las demandas del conductor teniendo suficiente fuerza para efectuar adelantamientos ocasionales. El consumo, una de las grandes bazas de estos nuevos motores de baja cilindrada y alta potencia, consiguen minimizar los consumos al mínimo. Y el 1.4T de Opel así lo hace, en una conducción lógica y normal obtenemos consumos muy bajos para el tipo de motor que es, pudiendo rodar con una media no superior a los 7 litros.

Circulando por Ciudad
En ciudad el Opel Astra es un magnifico compacto, su buen espacio interior y capacidad de carga nos permite poder realizar cualquier labor con el. Es un vehículo facil de conducir, con un tacto exquisito en los pedales, el embrague es extremadamente cómodo y blando, siendo una delicia en el uso de ciudad. Con el freno y acelerado sucede igual, buen tacto. No obstante para un uso intensivo en ciudad es interesante mirar las motorizaciones diesel que el Opel Astra dispone, por ejemplo el 1.7 CDTi de 125cv es ideal para la ciudad y si buscamos mas potencia el 2.0 CDTi de 160cv no nos dejara indiferentes, bajos consumos y prestaciones de infarto. En gasolina también hay una amplia gama de motorizaciones, el 1.6 T de 180 es una alternativa si necesitamos mas potencia en carretera abierta.

Calidad de Acabados
Los acabados del nuevo Opel Astra son mejores que el anterior Astra y no solo a la vista si no al tacto, la mejora es notable en todo.

Calidad de Materiales
Los materiales utilizados en el nuevo Opel Astra son de buena calidad, abundan los plásticos gomosos y de buen tacto.

Conclusiones
En resumen, Opel ha dado un gran paso en calidad en comparación con el anterior Astra, que ya de por si disponía de unos buenos acabados. El actual no solo introduce unos mejores acabados, cuenta con mucha tecnología heredada del Insignia, lector de señales de tráfico, ayuda al estacionamiento, etc… Todo son ayudas y siempre son bien recibidas. Cuenta con un amplio abanico de motorizaciones que poco a poco se ira incrementando, hace falta un 2.0 Litros gasolina de mayor potencia, que esperemos sea el que utilice la versión OPC, si es que la hay.

A favor: calidad de acabados, espacio interior, consumos
A mejorar: desarrollo sexta largo, motor poco lleno a bajas vueltas.

Probador y redactor: Daniel Galdeano Martínez
Fotos: Daniel Galdeano Martínez
Vídeo: http://www.youtube.com/watch?v=B0X49VTiazU


  

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *